miércoles, 24 de octubre de 2012

La saponificación

La saponificación es una reacción química entre un ácido graso (o un lípido saponificable, portador de residuos de ácidos grasos) y una base o álcali. En esta reacción se produce una sal (jabón) y glicerina. 

Grasa + sosa cáustica (NaOH)→ jabón + glicerina

La acción limpiadora del jabón se debe a su poder emulsionante, esto es, su habilidad para suspender en agua sustancias que normalmente no se disuelven en agua pura. La cadena hidrocarbonada (parte hidrofóbica) de la sal (el jabón), tiene afinidad por sustancias no polares, tales como las grasas de los alimentos. El grupo carboxilato (parte hidrofílica) de la molécula tiene afinidad por el agua.
Hay que tener en cuenta que no todos los lípidos son saponificables.
Para saber más...


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comparte tu opinión. Gracias por participar.